Salud

Mateo, el niño que calmó la epilepsia con extractos de cáñamo 

El pequeño, quien padece parálisis cerebral, epilepsia y problemas respiratorios, mostró mejoría luego que sus padres dieran extractos de cáñamo 

Mateo es un simpático niño de 6 años de edad que vive junto a sus padres en Costa Rica, el pequeño nació con parálisis cerebral, epilepsia y problemas respiratorios, por tal motivo, desde recién nacido frecuentaba los centros hospitalarios, sus padres tenían que llevarlo de emergencia para que los médicos lograran calmar sus convulsiones.

Un día, los progenitores escucharon que los extractos de cáñamo son buenos para tratar epilepsias. Investigaron y conocieron que la planta posee múltiples propiedades y aunque es pariente de la marihuana, su principal diferencia, es que no es psicoactiva.

«Antes teníamos que ir al hospital una o dos veces al mes con él y le ponían hasta doce mascarillas de salbutamol y de dexametasona al día, hasta que una señora me dijo que le diera raíz de cáñamo. Al principio no le creía, pero insistió e indagamos”, relató el papá de Mateo.


Te puede interesar: Eddie: Un niño con epilepsia que mejora su vida con CBD


En ese proceso, se enteró que del cáñamo extraen el cannabidiol o CBD, una sustancia que puede calmar las convulsiones y tras confirmar que el CBD no intoxicaría o perjudicaría a su hijo, ubicó una planta de cáñamo, realizó un bebedizo y le dio al pequeño, asegura que después de eso Mateo mejoró y pasó un año sin presentar una crisis.

«En los últimos cinco años, solamente se nos ha enfermado tres veces y como si no fuera con él. Lo mejor fue que nunca más hubo que volver a nebulizarlo y lo declararon libre de asma, ha sido una experiencia genial para el niño”, aseguró el padre, quien ve en el cáñamo una solución efectiva y natural que puede llegar a ser mejor que los fármacos anticonvulsionantes, los cuales llegan a generar serios efectos secundarios.

Necesario legalizar el cáñamo

Lo más complicado del tratamiento es su legalidad, pues Mateo y su familia residen en Costa Rica, donde el cáñamo aún es ilegal, eso ha hecho que los progenitores actúen bajo la clandestinidad para obtener una planta completamente segura para el consumo.

Al respecto contó que consiguieron dos plantas de una cepa creada en laboratorio y tratada científicamente para que tenga alta concentración de CBD (21%) y menos de 1% de THC y están pendiente de sus retoños para extraerlos y plantarlos en otra maceta, con el fin de tener siempre disponibilidad.

Aunque el plano legal pronto puede cambiar en Costa Rica, pues hace año surgió una iniciativa en el parlamento y recientemente el presidente Carlos Alvarado mostró intenciones de permitir el cáñamo.

Etiquetas
Back to top button
Close
Close