Salud

Más del 60% de pacientes en Texas prefieren cannabis en lugar de otros fármacos

Realizaron una encuesta a 2,866 personas para conocer sus preferencias de consumo en cuanto a fármacos y la mayoría dijeron sentirse mejor al usar cannabis

El cannabis en el ámbito de la salud no solo es una práctica legal aceptada socialmente, sino que incluso en algunas regiones existe mayor interés en este tipo de tratamientos frente a la medicina convencional, tal es el caso de Texas, EE UU, donde una reciente encuesta reveló que el 61% de los usuarios de marihuana medicinal prefieren recurrir a la planta como reemplazo a otros fármacos.

Una cifra publicada en InformedTexas.org a través de un trabajo del Instituto Baker de Políticas Públicas de la Universidad de Rice en conjunto con Texas NORML, que prepararon una encuesta en línea, en la cual participaron 2,866 personas, pertenecientes a las redes de pacientes de cannabis medicinal, quienes respondieron una serie de preguntas en un período comprendido entre el 11 de agosto y el 6 de octubre de 2020.

En esa metodología, el 61% de los participantes respondieron que «reemplazaron» drogas como los opioides o las benzodiazepinas por marihuana a modo terapéutico, buena parte de ellos, dijeron que emplean la sustancia vegetal para tratar el dolor y en el caso de los veteranos, lo usan para calmar los síntomas del trastorno de estrés postraumático (TEPT). En general, cuatro de cada diez encuestados aseguraron que el cannabis le ha ayudado a mejorar la calidad de vida.


Te puede interesar: Pacientes con trastorno de estrés postraumático redujeron síntomas de la enfermedad al usar cannabis


La particularidad es que en Texas el cannabis todavía es considerado ilegal, únicamente permiten su consumo a través de un restringido Programa de Salud, denominado Programa de Uso Compasivo (PUC), al cual tienen acceso pocas personas que poseen determinadas afecciones.

«Con la aprobación de la Ley de Uso Compasivo en 2015, el estado de Texas reconoció oficialmente que el cannabis es una medicina«, explica el informe de la encuesta. “Aun así, la gran mayoría de los pacientes están excluidos de participar en el Programa de Uso Compasivo (CUP) debido a las restricciones de la ley estatal (…) la ilegalidad del cannabis medicinal en Texas es un obstáculo para comprender las motivaciones y los impactos del uso medicinal”, agregó el documento, el cual puedes detallar aquí.

Árticulos relacionados

Back to top button