Bienestar

Nuevo estudio muestra que el cannabis es capaz de aliviar la depresión y el estrés

Un grupo de investigadores estadounidenses evaluó a un total de 538 personas diagnosticadas con depresión y en esta nota reseñamos los resultados

El cannabis medicinal proporciona muchos beneficios. Su consumo alivia la depresión, ayuda con el estrés y es capaz de poner fin a la inquietud y con ello mejorar la calidad de vida del paciente, esa es la conclusión de un reciente estudio publicado en la revista Frontiers in Psychiatry.

Más de una docena de investigadores que hace vida activa en distintas asociaciones médicas de los Estados Unidos se agrupó para conocer si el cannabis medicinal sería capaz de reducir el estrés y la ansiedad en las personas que presentan uno o ambos trastornos.

Bajo ese objetivo, evaluaron a 538 personas divididas en dos grupos, uno de ellos compuesto por 368 usuarios de cannabis y el otro grupo de control integrado por 170 participantes que nunca han recurrido a la marihuana, todos con algún diagnóstico de depresión.

Cannabis ayuda a mejorar la calidad de vida

Mediante la encuesta, los autores del estudio hallaron una disminución en síntomas de depresión, aunque no de la ansiedad, entre los consumidores de cannabis, mientras en el grupo de control ambos trastornos repercutieron más fuertes.

También encontraron en los usuarios de cannabis una mejor calidad de vida, puesto a que lograron dormir mejor y redujeron dolencias corporales, a diferencia de los no consumidores.

Para llegar a esa conclusión a los autores les tomó cuatro años de evaluación, tiempo en el cual analizaron el desarrollo de la depresión y la ansiedad en los participantes mediante encuestas.


Te puede interesar: Evaluaron impacto de la legalización del cannabis en la salud mental y estos fueron los resultados  


Tras la revisión enfatizaron que “el consumo de cannabis medicinal puede reducir los síntomas depresivos en poblaciones clínicamente ansiosas y deprimidas”.

No obstante, los autores dejaron claro que se requieren mayores investigaciones, “se necesitan estudios futuros controlados con placebo para replicar estos hallazgos y para determinar la vía de administración, la dosis y las características de la formulación del producto para optimizar los resultados clínicos”, acotaron.

Árticulos relacionados

Back to top button