Actualidad

¿Y si nos fumamos un porrito al lado del Senado de México?

En el jardín de marihuana que crece en las inmediaciones del Senado, los transeúntes pueden detenerse y fumar un porro con sus amigos

Algunos se pueden escandalizar ante la propuesta de este titular, otros pueden aceptarla y es que el espacio público que está en las inmediaciones del Senado de México, además de estar adornado con varias plantaciones de cannabis es común ver a grupos de jóvenes fumando marihuana en medio de una tertulia o encuentro de socialización.

El reportero de la agencia Reuters indica en la noticia que “un ‘jardín’ de cannabis que brota junto al edificio del Senado de México se ha convertido en un paraíso para los fumadores de la planta, que encienden sus cigarros sin temor a ser arrestados”.

Y es que anteriormente un acto de esa naturaleza podría representar la detención de sus autores y hasta prisión por incurrir en hecho considerado ilícito, pero esto está cambiando, ya no hay arresto y aunque todavía en el país azteca no es legal la marihuana con fines recreativos, la Suprema Corte de Justicia de la Nación ha otorgado amparos constitucionales para permitir el uso lúdico de la planta alegando el derecho a las libertades individuales, además ordenó a la instancia legislativa regular el uso de la planta

Largo camino en el Parlamento 

Tras varios retrasos en el Parlamento, finalmente comisiones de la Cámara alta aprobaron el dictamen en el mes de marzo y se declararon en sesión permanente o abierta para continuar recibiendo y analizando las propuestas, aunque el tema se postergó por la pandemia del COVID-19.

Representantes del Congreso de la Unión aseguraron que para este nuevo período legislativo regularían el cannabis y esperan tener lista la normativa a más tardar para diciembre


Te puede interesar: Vicente Fox, de presidente de México a inversionista del cannabis


Entre tanto, activistas procannabis realizan manifestaciones públicas para impulsar la legalización, entre ellas, han plantado marihuana en el monumento al Ángel de la Independencia, han creado un jardín cerca del Senado, realizado los Plantones 420 y ahora fuman públicamente.

Actualmente, las personas pueden entrar al jardín por un período de 30 minutos cada vez y encender sus cigarros en paz. Hasta ahora, la policía no ha practicado detenciones en el sitio, aunque no está claro cuánto durará.

“Lo que queremos es básicamente que (los legisladores mexicanos) aprendan y entiendan que estamos fumando tranquilos y que no somos un riesgo para nadie”, comentó a Reuters un activista. “Ya basta del trato que nos han estado dando durante años, la persecución, y las violaciones y el maltrato”, recalcó.

Etiquetas
Back to top button