Actualidad

«La industria cannábica debe crecer con responsabilidad»

El director de la empresa Colombia Trade House, Andrés Monroy llama a desarrollar la industria de manera seria, al tiempo que exhorta a los consumidores a exigir productos de calidad y adquirirlos en establecimientos autorizados

La industria cannábica debe ser responsable y ofrecer productos de calidad para no perjudicar la salud de los consumidores, pues de lo contrario no valdría la pena los esfuerzos que actualmente se hacen para obtener buen cannabis mediante cultivos sometidos a estrictas normas sanitarias.
Ese es el planteamiento de Andrés Monroy, quien es director de la empresa Colombia Trade House, una firma encargada de comercializar en Colombia la línea francesa de papeles para liar OCB y otros artículos para fumadores.
Monroy hace un análisis del mercado cannábico en el país neogranadino y considera que en los últimos años esa plaza ha crecido considerablemente desde que se aprobó el cannabis medicinal en la región, lo que a su juicio es una evolución, «ahora vemos más smoke shop o Grow shop en el comercio, con mucha más variedad de productos alternativos» agrega el empresario.
Evitar productos de mala calidad
Sin embargo, Monroy ve con preocupación que en esa creciente demanda hay una «invasión» de artículos falsificados provenientes de China que parecieran muy similares a las marcas reconocidas, pero no cumplen con los estándares de calidad necesarios, lo cual puede perjudicar al consumidor y al sector cannábico en general.
Para dar un ejemplo de lo antes expuestos, Monroy habla de su experiencia en la comercialización de rolling paper y menciona que mientras su casa comercial importa el papel OCB, elaborado con materia prima de calidad y tecnología de punta para garantizar bienestar a los consumidores, los chinos ofrecen un papel que visualmente pareciera similar a un precio menor, pero con materiales que pueden ser cuestionables.
«El papel de OCB es completamente orgánico y los filtros utilizan una goma arábiga que es completamente natural, lo cual brinda una experiencia más pura al momento de fumar, ya que en la combustión no interfieren elementos químicos, a diferencia de los papeles chinos que están integrados por material sintético que libera contaminantes al momento de la combustión», relata Monroy.
Asimismo agrega: «Luego de ser utilizados el papel OCB es biodegradable hasta en dos días, mientras el chino puede tardar hasta dos años»
Tal cual como ocurre con el papel de liar y los filtros para fumar, el representante de Colombia Trade House asegura que sucede con otros productos. «En el mercado vemos pomadas que dicen estar elaboradas con cannabis, pero no todas ellas contienen la materia prima adecuada» advierte.
Ante ese escenario, Monroy llama a desarrollar la industria de manera seria, al tiempo que exhorta a los consumidores a exigir productos de calidad y adquirirlos en establecimientos autorizados.
«Colombia en unos cinco años puede ser una potencia en la producción, comercialización y exportación de cannabis, pero para lograrlo, tenemos que hacerlo de manera responsable» finaliza.

Árticulos relacionados

Back to top button